Versión para impresoraEnvoyer à un ami

Current Size: 100%

Los Castillos de los Ingleses

Castillo de los Ingleses en BouzièsAl levantar la vista hacia los acantilados, podrás divisar los Castillos de los Ingleses. Estas fortificaciones, de las cuales las más antiguas datan de los siglos XI o XII, están enclavadas en la roca calcárea y bordean los valles del Lot.

Ven a descubrir y apreciar estas estructuras únicas que encierran múltiples secretos.

Probablemente en el origen de los pueblos actuales, los Castillos de los Ingleses, construidos en la altura sobre los acantilados, eran fortalezas refugios destinadas a acoger y proteger a la población en caso de ataque. Todos los parajes han sido acondicionados y utilizados de diferentes formas antes del siglo XIV, y luego reorganizados durante la Guerra de los Cien Años. Así pues, el término "Castillos de los Ingleses" no refleja la realidad histórica, pero se los llama así porque parece ser que fue la Guerra de los Cien Años, por su duración y consecuencias, la que marcó las tradiciones populares.

 

A lo largo del valle del Lot

De Cahors a Saint-Cirq Lapopie se cuentan no menos de cuatro Castillos de los Ingleses. El primero, el Castillo de Laroque-des-Arcs fue construido bajo la saliente rocosa y es dominado por la capilla Saint-Roch. Continuando tu camino, distinguirás el castillo de Vers, situado en la parte oeste de los acantilados y visible desde el parking de la pista de tenis. Tiene la particularidad de poseer una gruta cerrada por un refugio bajo la roca que permitía proteger a los lugareños en caso de invasión del enemigo. Un poco más lejos, se avista el Castillo de los Ingleses de Saint-Géry, seguido por el célebre desfiladero de los ingleses de Bouziès. Este último se encuentra en las inmediaciones del puente colgante; la parte superior de la muralla habría sido restaurada en el siglo XIX.

Castillo de los Ingleses en Cabrerets

 

Sobre el valle del Célé

Después de Bouziès, rumbo a Cabrerets, todavía pueden verse tres castillos. El Castillo del Diablo de Cabrerets que domina el Célé y la carretera de Sauliac, llamado así porque servía de guarida a los saqueadores de las grandes compañías durante la Guerra de los Cien Años. Continuando a lo largo del Célé, quizás pasees bajo las ruinas del Castillo de los Ingleses de Sauliac-sur-Célé. En cuanto al Castillo de Brengues, que data del siglo XII, fue construido sobre el acantilado protegido por una vasta saliente.

Por razones de seguridad y de dificultad de acceso, estos parajes no están abiertos al público. Sin embargo, podrás observarlos desde la parte baja de los valles y admirar su arquitectura.